22/02/2008 • Barcelona – “Si queréis que vuestras compañías aéreas puedan abrir rutas con el Estado español debéis escoger como destino Madrid”. El gobierno español no tiene ningún escrúpulo a la hora de promocionar el aeropuerto de Barajas delante del de Barcelona y de el resto de los que hay en cualquier parte de los territorios del Estado. Actualmente, siguen vigentes los convenios firmados a partir de 1954 en llena dictadura franquista y renovados por los diferentes gobierno democráticos de la UCD, el PSOE y el PP que establecen que las rutas aéreas comerciales con 30 países deben tener como origen o destino el aeropuerto madrileño. Así lo sostiene el documento El Estado español en Catalunya: la prohibición de uso de los aeropuertos catalanes en los convenios internacionales acordados por el Estado español, que esta semana presentaron el “Cercle d’Estudios Sobiranistes” en colaboración con la “Asociación Catalana de Profesionales”.

El trabajo ha sido elaborado a partir de una respuesta del ministerio de Fomento al grupo parlamentario de CIU al Senado, que preguntó por la existencia de convenios para promover la exclusividad y la obligatoriedad de uso del aeropuerto de Barajas en las rutas aéreas firmadas con treinta países. El primero de los convenios se firmó en Perú el 1954 y lo siguieron una decena de países de América Latina y África durante los años sesenta y setenta. Coincidiendo con la llegada del PSOE al gobierno del Estado se extendieron este convenios con países asiáticos, como la India (1987), Corea (1989) en Malasia (1993). El PP sólo firmó un convenio, en Croacia el 1997

Se trata de una nueva prueba de como el Estado español ha conseguido hacer crecer artificialmente el aeropuerto de Barajas hasta convertirlo en el principal hub del sur de Europa y en lugar de paso obligado para ir desde el resto de aeropuertos españoles a los principales destinos internacionales. De hecho, estos convenios vulneran la libre competencia entre los aeropuertos -cosa que el Estado español se pasa por el forro de los cojones- impidiendo a las compañías aéreas establecer vuelos desde estos países a los aeropuertos catalanes.

El “Cercle d’Estudis Sobiranistes” pide, pues, que el Estado derogue estos convenios subscritos y propone que se apruebe a través de una proposición de ley al Congreso de Diputados, que evidentemente debería contar con el apoyo del PSOE o el PP para echarlo adelante. Si esto no fuera posible, el Círculo también plantea la vía europea con una posible intervención directa de la Comisión o bien a través del Tribunal de Justicia de la UE, puesto que los convenios “vulneran los principios de la libre competencia y no discriminación que fomentan el mercado único europeo”.

Publicado en Tribuna.cat

Como siempre digo, la independencia es una necesidad urgente para la supervivencia de los catalanes en este mundo globalizado y los que piensan que eso es cosa de cuatro extremistas ya se lo encontrarán, porque el toro, nos va a coger a todos por igual. No se puede tirar adelante un país cuando tienes al Estado en contra.

Anuncios